Las mejores historias de emprendedores salvadoreños

18447242 1681354465502072 3264121071319914277 n

POPIN: decoraciones con un pop de fe y coraje.

Existen sentimientos que al mezclarlos funcionan como un motor de arranque para nuestras ideas; el amor, la esperanza, la ilusión, el entusiasmo son solo algunos ejemplos de esos sentimientos que nos hacen dar ese paso al vacío y arriesgarnos. Sin embargo, hay momentos en los que nuestra mente nos auto boicotea y empieza a frenarnos. En esos momentos, es cuando más debemos recordar esos sentimientos que nos hicieron arrancar, aunque todo parezca difícil.

Todo esto lo aprendemos en el camino, y nuestra emprendedora de hoy nos cuenta como mezcló la fe con el coraje para iniciar con su marca.

Hoy les contamos más sobre “Popin”, una marca salvadoreña que nace de Rafaela Ascencio y de la ayuda de su mamá, Leonor Ascencio. Ambas le dan vida a Popin cada día.

“Somos un balance y cada una aporta sus habilidades e ideas. Para llegar a complementarnos y hacer un trabajo en equipo, las habilidades que una las tiene la otra no. Eso hace el complemento perfecto” nos cuenta Rafaela. 

La idea surge por la necesidad de querer proporcionar piezas originales que hagan las fiestas más divertidas. Ya que Rafaela descubrió que esos pequeños detalles en la decoración de fiestas o lugares hacen grandes diferencias.

Rafaela viene de una familia de emprendedores y ella nos cuenta que desde pequeña fue muy habilidosa con sus manos y muy creativa. Al fusionar estos dos fue que comenzó a germinar la idea de emprender con Popin y todo se concretizó cuando empezó con los preparativos del cumpleaños de su hija. Fue allí que nació Popin.

Rafaela mezcla técnicas como plano seriado y plegado, hace adornos temáticos personalizados al cliente y a la vez mezclarlo con los elementos tradicionales, crea diseños únicos con materiales de bricolaje. De esta forma crea espacios temáticos con ideas muy coloridas. Con el tiempo, clientes nuevos las contactaron para así para que Popin decorara Restaurantes y Hoteles.

Hoy en día, Popin trabaja en tres áreas: decoración de eventos sociales, elaboración de adornos temáticos originales con piezas reciclaje y papel y empaques personalizados para boutique y floristerías.

Popin tuvo algunos obstáculos en su camino como marca local, ya que encontrar sus primeros clientes sin un portafolio representó un reto muy grande pero que lograron superar, el miedo inicial fue otro reto, pero Rafaela nos cuenta que su motor de arranque fueron la fe y el coraje. Así fue como su madre, Leonor, se unió al equipo y se convirtió en su socia.

El nombre de esta marca viene de la frase “POP-IN” , en español esto significa “aparecer” , en un inicio estaba contemplado que fuese así, pero cuando las personas lo pronunciaban decían “Popin” y el sonido les gustó mucho a estas dos emprendedoras. Ellas nos cuentan que les parecía movido, alegre y juguetón.

Los productos de decoración  con los que Popin ha incursionado en el mercado son: Arlequines de papel,  figuras mezclando papel y tela, sombrillas y paraguas con flores de papel, móviles decorativos en papel, lana y corchos, lámparas decorativas en papel, lámparas de libros recicladas, canvas con técnica de papel seriado, montaje de mesas y backing con detalles originales y empaques originales y personalizados.

La creadora de Popin nos cuenta que sus motores principales han sido las alianzas para ampliar su mercado y sobre todo, amar lo que hacen y tener las ganas de reflejarlo en cada proyecto.

Los sueños para Popin a largo y mediano plazo son ampliar sus productos personalizados, ampliar su cartera de clientes, y tener su local propio donde recibir a sus clientes. 

Popin nos invita a vencer el miedo y animarnos a emprender con este consejo:

“El primer paso es vencer el miedo y atreverse a llevar a cabo tu sueño. No se requieren grandes cantidades de dinero para iniciar. El ingrediente principal es tener fe y coraje. Eso será el motor que te llevará a ingeniarte como buscar los recurso, ingresos y forma de iniciar. Emprende en algo que amas y te motive, que no sea por obtener algo económico. Ya que en los momentos difíciles lo que te hará seguir en tu sueño será el amor y fe por el mismo. Lee mucho sobre emprendimiento y empápate sobre temas de costeo, administración, redes sociales, etc. eso es muy útil para que el emprendimiento tome forma. Enfócate en tu sueño, ponle metas a corto plazo y largo plazo, dale vida, busca alianzas y clientes en los que puedas hacer lazos a largo plazos. Ten por seguro que ellos te recomendarán.  Tomar las quejas de los clientes como motor para mejorar e innovar. Eso ayuda a madurar el producto. Y sobre todo siempre positivo y optimista a pesar de que no sea el mejor de los días.  ¡Cuando te sientas desanimado busca modelos de emprendedores que ya pasaron por donde estás y sigue adelante sin detenerte”

Recuerda que puedes encontrar en la Tienda Chivisimo, los productos de Popin. Además, te dejamos sus redes sociales para que te pongas en contacto con ellos:

Instagram: @popinsv

Facebook: Popin El Salvador

(503) 7743-2566

popin.sv@gmail.com 

 

Nos leemos pronto amigos!